Facebook Twitter Google +1     Admin

Apasionante tarde de toros en la feria de Fallas de Valencia

Esta tarde ha tenido lugar en la plaza de toros de Valencia, la cuarta corrida de la feria de Fallas que ha resultado apasionante y muy emocionante con varios contrastes. Primero con la vuelta a la plaza de Valencia de Vicente Ruiz "El Soro", los 25 años de la alternativa de Enrique Ponce entre otras cosas. Enrique Ponce escuchó una fuerte ovación de su público antes de que saliese su toro. Hoy se cumnplen 25 años de su alternativa en esta misma plaza. El segundo fue una lámina de toro, de impecable presentación y armónicas hechuras, y además, embistió muy bien y con transmisión. Enrique Ponce toreó con mucho gusto y empaque en una faena en la que supo entender y potenciar las virtudes del juampedro. Dejó una tanda de naturales largos que tuvieron categoría. Mató de una estocada algo caída y trasera pero de rápido efecto. Oreja.

El tercero, devuelto por flojo. Salió un sobrero del mismo hierro. Bonito fue el jabonero sobrero, que tuvo nobleza pero al que le faltó fondo y raza. Duro poco, pero lo aprovechó Manzanares en una faena en la que hubo pasajes de mucho empaque. Soberbios sobre todo, los pases de pecho, largos. Se metió entre los pitones al final de la faena, que abrochó con circulares. No estuvo acertado con la espada, pinchando en varias ocasiones antes de amarrar una buena estocada.

El Soro recibió a su segundo a porta gayola sentado en una silla. Limpia salió la larga cambiada. Toreó El Soro después intercalando verónicas y chicuelinas. Conmocionó a Valencia en el tercio de banderillas. Catarsis sorista como en los mejores tiempos, con dos pares de banderillas al remolino, el par que él mismo inventó. Pareció un milagro ver al Soro dar vueltas sobre si mismo y clavando en lo alto ganando muy bien la cara. Invitó a Montoliu, que dejó un gran par saliendo andando de la cara. La plaza en pie gritaba ¡Soro, Soro!. Brindó a Ponce y Manzanares. El toro, descastado y sin fondo alguno, se quedó muy parado en la muleta y no se lo puso fácil a Vicente, que lo intentó con mucho corazón y vergüenza torera. Se tiró a matar saliendo trompicado del encuentro. El toro lo pisoteó en el suelo viviéndose momentos angustiosos. Tuvo que descabellar. La plaza en pie y enloquecida pidió al unísono la oreja, que no quiso conceder el presidente. Dio dos vueltas al ruedo clamorosas.

Ponce estuvo muy por encima del quinto, blando, descastado y sin pujanza alguna, que además soltó la cara en alguna ocasión con feo estilo. Ponce tapó muchos de los defectos del toro, y le obligó a embestir a base de sobarlo y consentirlo, siempre con la muleta por delante. Faena inventada de Ponce, sin apenas material para el triunfo. Mató de estocada caída.

Muy templado y por momentos despacio toreó Manzanares al sexto, un toro manejable que adoleció de raza y entrega, pero que le sirvió al alicantino para dejar momentos muy sentidos. Supo administrar muy bien los tiempos y le dio la distancia necesaria al toro para aprovechar su inercia. La espada le hizo guardia perdiendo los trofeos.

Valencia, lunes 16 de marzo de 2015. Toros de Juan Pedro Domecq. El Soro: Oreja y dos vueltas al ruedo tras fuerte petición; Enrique Ponce: Oreja tras aviso y ovación con saludos; José María Manzanares: Silencio tras aviso y ovación tras petición; Entrada: Lleno. Vicente Ruiz "El Soro" llegó en calesa a la plaza de toros. El festejo comenzó con cinco minutos de retraso. Tras romperse el paseíllo, Valencia sacó a saludar al torero de Foios, ovación que compartió con sus compañeros de cartel. Antes de iniciarse el festejo, el presidente de Tendido Joven, Ángel Berlanga, entregó una placa a Enrique Ponce con motivo de sus 25 años de alternativa.

Festejo para mañana en Valencia, martes 17 de marzo: Toros de Alcurrucén para Juan José Padilla, Miguel Abellán y Diego Urdiales.

16/03/2015 20:12 pcctoros Enlace permanente. Toros


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris